La ergonomía estudia la influencia de las condiciones de trabajo en la productividad. A la hora de elegir una silla para tu oficina es fundamental tener en cuenta varios aspectos, que queremos explicar:

A continuación te ofrecemos las conclusiones principales de un estudio en EEUU acerca de la ergonomía en las sillas de oficina y en los puestos de trabajo:

  • El dolor de espalda es uno de los problemas de salud más caros para los adultos que trabajan sobre sillas de oficina no ergonómicas.
  • El dolor de espalda por utilizar sillas de oficina no apropiadas o ergonómicas, es la 2ª causa de visita al médico.
  • El dolor de espalda por utilizar sillas de oficina no apropiadas es el tercer motivo de cirugías en la espalda.

Debido al uso masivo de computadores,  permanecemos sentados sobre una silla de oficina más tiempo que nunca. Por tanto, deberías invertir en un silla de oficina ergonómica que disponga de un buen respaldo y soporte de la espalda, un buen soporte ergonómico para las piernas, y la posibilidad de una plena adaptación del respaldo y asiento ergonómico al contorno de tu cuerpo.

Tener en cuenta estos aspectos es un paso importante para cuidar más de tu salud y la de tus empleados, y así evitar dolores de cabeza con requerimientos de las ARP.

Además, estar sentado en una silla de oficina no ergonómica cometiendo errores posturales provoca fatiga y molestias de espalda. Los errores más habituales son:

  • Cuello girado para visualizar la pantalla
  • Altura demasiado baja del monitor
  • Ratón demasiado lejos, curvatura de la espalda inadecuada
  • Angulo del teclado no apropiado para las muñecas
  • Espalda no apoyada en el respaldo de la silla de oficina
  • Piernas cruzadas, estiradas o sin apoyo fijo a suelo

Entrando más en detalle, las principales causas de las molestias persistentes de espalda son:

  • Estar sentado en una silla de oficina no ergonómica de forma prolongada en una postura incorrecta, puede provocar una reducción de la circulación sanguínea
  • Una postura no natural de la espina dorsal sobre la silla de oficina puede provocar pequeños desgarros musculares
  • Una excesiva compresión de la espalda sobre la silla de oficina puede provocar desgastes en los discos intervertebrales

La silla de oficina ergonómica debe permitir realizar las adaptaciones oportunas para alcanzar una postura óptima que evite el cansancio:

  • Cabeza y cuello en posición recta, con los hombros relajados
  • Antebrazos a 90º o un poco más abiertos
  • Codos pegados el cuerpo
  • Muslo y espalda formando un angulo de 90º
  • Pies pegados al suelo
  • Holgura entre el borde del asiento y rodillas
  • Piernas y muslos a 90º o un poco más
  • Ratón próximo al teclado
  • Borde superior del monitor al nivel de los ojos o algo por debajo

 

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *